porque tienes depresión

Los hombres procesan los sentimientos de forma diferente que las mujeres, por eso descubre cómo es su depresión.

Son muchos millones de hombres en todo el mundo que experimentan depresión cada año. La depresión clínica tanto en hombres como en mujeres puede causar tristeza, pérdida de interés, apatía por las actividades que antes se sentían como placenteras… Pero en ocasiones, la depresión se puede manifestar de diferentes formas en las personas.

Es cierto que existen síntomas diferentes para diagnosticar la depresión y suelen ser los mismos independientemente del sexo, a menudo la queja principal puede ser diferente entre hombres y mujeres.

Los hombres pueden presentar diferentes señales que las mujeres para manifestar su depresión, que en ocasiones está camuflada con ira o agresividad.

Señales de depresión masculina

Dormir demasiado o demasiado poco

Los problemas del sueño (como el insomnio, despertarse muy temprano por la mañana o dormir excesivamente) son síntomas comunes de depresión. Algunas personas duermen 12 horas al día y todavía se sienten agotadas como si no hubieran dormido en toda la noche.

También las hay las que se despiertan muchas veces durante la noche y esto también les provoca cansancio general.

Los problemas del sueño son uno de los principales síntomas que los hombres deprimidos. Pueden disminuir el sueño con unas pastillas para dormir, puedes comprarlas en una farmacia con entrega a domicilio para que no salgas de casa.

Fatiga excesiva

Las personas deprimidas sufren una serie de cambios físicos y emocionales. Pueden experimentar fatiga, así como retraso psicomotor, o una ralentización de los movimientos físicos, el habla y los procesos de pensamiento.

depresión en hombres

Irritabilidad

En lugar de parecer decaído o triste, los hombres que están deprimidos a menudo muestran signos de irritabilidad o ira descontrolada.

Los pensamientos negativos son un aspecto común en la depresión. Los hombres se sentirán más irritables por culpa de tener pensamientos negativos de forma constante e incluso a causa de esta falta de control pueden mostrar agresividad hacia ellos mismos o hacia los demás.

Poca concentración

Un retraso psicomotor puede ralentizar la capacidad de un hombre para procesar la información, lo que perjudica la concentración en el trabajo u otras tareas de su vida.

La depresión llena la cabeza de una persona de pensamientos negativos, casi como una intrusión.

Cuando se tienen pensamientos intrusivos en la mente es posible que la concentración no sea la adecuada ya que tu mente parece estar centrada en esos pensamientos negativos. Es como si hubiera un fallo cerebral reversible, como si la unidad de procesamiento central no funcionase correctamente.

Ira u hostilidad

Algunos hombres manifiestan depresión y se muestran hostiles, enfadados con todo, agresivos… Un hombre que se da cuenta de que algo está mal en él puede sentir que debe compensar ‘esa falta’ demostrando que todavía es fuerte o capaz ante cualquier circunstancia.

La ira y la hostilidad son diferentes de la irritabilidad. La ira tiende a ser una emoción más fuerte, mientras que la irritabilidad es mal humor constante.

Los hombres se vuelven hostiles cuando se sienten presionados por amigos o familiares para reintegrarse en la sociedad, o se dan cuenta que tienen depresión y no quieren aceptarlo.